Irán se niega a renegociar el acuerdo nuclear con Donald Trump

El presidente iraní, Hasan Rohani, afirmó este martes que su país no va a renegociar el acuerdo nuclear con el grupo del 5+1 (Estados Unidos, Reino Unido, Francia, China, Rusia y Alemania), aún si lo solicita el presidente electo estadounidense, Donald Trump.

Rohani dijo en una rueda de prensa en Teherán que «una renegociación está fuera de cuestión» y que «no se puede revertir» un pacto cuya firma llevó años de negociación: «artículo por artículo y palabra por palabra».

El mandatario criticó que Estados Unidos se ha mostrado «desleal» con algunos de sus compromisos y, adelantó, que Irán tomará «los pasos adecuados» de ser violado el acuerdo.

Sobre Trump, consideró que sus opiniones sobre el Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA) no tendrán gran influencia porque «no es un acuerdo bilateral» entre Irán y Estados Unidos, sino uno multilateral.

Trump ha criticado abiertamente el JCPOA y su nominado a secretario de Estado, Rex Tillerson, afirmó la semana pasada que es necesaria una revisión del pacto, algo con lo que no están de acuerdo las otras partes.

El pacto, alcanzado en julio de 2015 entre Irán y el Grupo 5+1, supuso el levantamiento de las sanciones comerciales y diplomáticas contra la República Islámica a cambio de que esta limitara su programa atómico para evitar que pudiera hacerse con armas nucleares.

Rohaní destacó en su comparecencia ante la prensa local e internacional que «el levantamiento de las sanciones demuestra el éxito de Irán en el acuerdo nuclear», citando por ejemplo la retirada de las sanciones a los sectores petrolero, gasístico y de transporte.

Calificó el JCPOA de «una victoria política» para Irán, con la que se demostró que el país no pretende fabricar armas de destrucción masiva y que su régimen «dice la verdad».

«Hemos dicho al mundo que la iranofobia es incorrecta, que no hay que temer a Irán, que Irán busca la paz para la región y que Irán no merece ser visto como un peligro para la seguridad y la paz internacional», subrayó.

El mandatario dedicó parte de su comparecencia a ensalzar los logros del JCPOA, especialmente en el plano económico, debido al escepticismo de parte de la población que no ve resultados.

Reveló que desde la entrada en vigor del JCPOA, hace ayer un año, se han creado 700.000 puestos de trabajo y el crecimiento económico ha alcanzado el 7,4%, datos «sin precedentes».

«Salvo por algunos problemas bancarios, la República Islámica ya no sufre sanciones internacionales», remarcó, pidiendo «paciencia» y prometiendo que el Gobierno seguirá trabajando para lograr un mayor desarrollo económico y acabar con el desempleo.

escort istanbul istanbul escort istanbul escort bayan

escort sakarya escort edirne escort kayseri escort konya escort ısparta escort bornova