Estiman que contracción económica llegará a 50% a fin de año

Caracas.- La contracción económica que afecta al país oscila entre 30 y 40%, y si no se toman las medidas adecuadas para subsanar la situación, a fin de año la reducción de bienes y servicios en el mercado puede caer al 50%, advirtió el economista Ramiro Molina.

Durante su participación en el Foro Perspectivas Económicas para Venezuela 2017, organizado por la Cámara de Comercio Venezolano Argentina (Cavenarg), aseguró que el reto que enfrentan los venezolanos para salir de la situación económica por la que atraviesa el país, es ponernos de acuerdo para construir soluciones.

A su juicio, el decrecimiento de la actividad económica nacional no es nuevo, “desde 2013 venimos sufriendo lo que puede considerarse la recesión más larga y fuerte de la historia de Venezuela. Entre las consecuencias de esta situación entre otras cosas vivenciamos una importante caída del consumo, de manera desigual (…)”

–Las consecuencias de la crisis no han sido mayores, porque  el Gobierno ha logrado construir una red que le ha permitido garantizar el acceso a algunos productos y servicios básicos a la población, al tiempo que bajo el costo de una inflación que se incrementa, ha optado por crear dinero, incrementar la cantidad de dinero circulante (e inorgánico, de allí la inflación) en el país”, aseveró.

Considera que la inflación y la depreciación de la moneda, son las secuelas más visibles de toda esta situación.

“Hasta estos momentos, el declive de la economía  ha beneficiado al Gobierno porque ha caído la demanda,  ya nuestras expectativas de consumo bajaron y se ajustaron lo suficiente, y eso ayuda al ajuste. Por ello los problemas son más fáciles de resolver de lo que parece porque el coste del ajuste en buena parte ya lo sufrimos, lo asumimos, ya llegamos allí. Eso no quiere decir que no pueda empeorar, pero sí  que estamos preparados para otra economía”.

Considera que la tendencia actual de la inflación es peligrosa, porque su crecimiento paulatino ha registrado saltos que deprimen a todos los que participan en él.

“Pasamos de tasas de inflación mensuales, hace 3 años de entre 2 y 4% desde principios de siglo hasta el año 2010, del 2010 al 2012 pasamos entre 5 y 7%, desde enero de 2016 entre 15 y 25%(…) En ausencia de cualquier correctivo, la tendencia de aceleración de la inflación se convierte en un problema muchísimo mayor, sobre todo si lo que está tras eso es un problema monetario. Al 4 de agosto estuvimos en 180% de expansión monetaria, un ritmo peligroso, porque genera más demanda por un lado en un momento en que hay menos oferta de servicios y productos”.

Asegura, no obstante, que no todo está perdido, estima que a pesar de la producción y precios más bajos del petróleo, “siempre es posible repuntar porque el petróleo sigue aquí”.

En cuanto  a los compromisos  pautados  explicó que “el período de pagos concentrados de la deuda externa, “termina este año en Octubre y Noviembre. Pdvsa no tiene vencimientos de pago de deuda sino hasta Octubre de 2018.  No existen expectativas de no pago por parte de Venezuela, y ello se refleja, por ejemplo, en el precio de los Bonos Pdvsa que vencen en Noviembre y siguen cotizándose por encima del 90%”.

Benjamin Tripier, presidente de Cavenarg, presentó una serie de propuestas para enfrentar la situación,  las cuales considera oportunas a fin de  impulsar cambios favorecedores para el país a mediano y largo plazo: crear un equipo de respuesta rápida para enfrentar la coyuntura económica, fortalecer y expandir inversión extranjera en petróleo. Activar plan de inversiones de infraestructura basadas en inversión foránea, activar plan educativo para la competitividad, favoreciendo la inmigración selectiva de profesores e investigadores, y activar plan de inversión en el área de la salud.

escort istanbul istanbul escort istanbul escort bayan

escort sakarya escort edirne escort kayseri escort konya escort ısparta escort bornova