El golpe a la cadena se vio reflejado en la bolsa de valores estadounidense: las acciones de la firma cayeron 6.9%.

El ataque impresiona no solo por el número exorbitante de usuarios afectados, sino también por el nivel de detalle al que los cibercriminales han tenido acceso.

Para 327 millones de usuarios, la filtración de información habría incluido números de teléfono, tarjetas de crédito, mails y dirección de domicilio, informó el hotel.