miércoles, septiembre 27, 2023
23.6 C
San Carlos

Alemania planea legalizar el consumo de cannabis, con límites

La coalición de gobierno por fin se puso de acuerdo sobre una legalización del consumo de cannabis en Alemania. El ministro de Salud, Karl Lauterbach, del Partido Socialdemócrata (SPD), anunció en un tuit: «La legalización del cannabis se acerca”. Desde 2011, los delitos relacionados con drogas en Alemania han aumentado de manera constante. Para frenar esa tendencia se planea legalizar también el consumo de hachís, y ofrecer productos limpios, a fin de neutralizar al mercado negro y proteger a los jóvenes. El Ministerio alemán de Salud desarrolló, junto con otras cuatro carteras, un modelo de dos fases.

Modelo alemán para el uso de cannabis

El primer paso, según el proyecto de ley, será legalizar la posesión de un máximo de 25 gramos de cannabis o marihuana para el consumo propio con fines recreativos a partir de los 21 años, con un máximo de 50 gramos por mes. Estará permitido, además, cultivar tres plantas de cannabis por persona en el balcón o el jardín propios. El proyecto de ley, añadió el ministro federal de Alimentación y Agricultura, Cem Özdemir, de Los Verdes, «llegará también en abril”.

El ministro alemán de Alimentación y Agricultura, Cem Özdemir (izqda.), y el ministro de Salud, Karl Lauterbach.

Para la distribución de marihuana se podrán fundar los llamados «clubes sociales de cannabis”, asociaciones sin fines de lucro que se abastecerán con los productos de cannabis de cultivo propio de sus miembros. El máximo de miembros será de 500, señaló Lauterbach.

El segundo pilar del plan son las regulaciones para la venta. El concepto original era el control estatal desde el cultivo hasta la venta, incluso otorgando licencias a las farmacias para vender a clientes de más de 18 años. Pero se abandonaría debido a la presión de la Comisión Europea. Solo habrá negocios con licencia para la venta en algunas regiones modelo.

«Bronca negra en el mercado negro”

Ya en octubre de 2022, Lauterbach -que originalmente estaba en contra de la legalización- presentó puntos clave para una ley, pero estos habrían sido demasiado liberales y habrían contradicho las regulaciones de la Unión Europea. Esta vez, el ministro de Salud presenta una propuesta de ley que considera aplicable y compatible con la UE.

Tanto el SPD como Los Verdes y los liberales (FDP) elogiaron el proyecto de ley. Özdemir dijo: «Los vendedores de droga no se alegrarán. El mercado negro tendrá una bronca negra”. Sin embargo, el experto en Salud de la Unión Demócrata Cristiana (CDU), Erwin Rüddel, dijo que «la política de legalización de la coalición fracasó”. Según él se debe tener en cuenta que el consumo de cannabis «puede provocar psicosis” en jóvenes hasta los 25 años.

«Legalize it!”: el plan del gobierno alemán

La posesión de cannabis, hachís o marihuana todavía es penalizable en Alemania, según la Ley de Estupefacientes, así como la posesión de drogas duras, como heroína o éxtasis. La reforma podría aliviar la tarea de la Policía y la Fiscalía. El presidente de la Oficina de Investigación Criminal (BKA), Holger Münch, propuso rebajar los delitos relacionados con el cannabis a delitos menores, que solo acarrean multas y no penas de prisión.

También el Estado tendría ventajas económicas. En Alemania hay cerca de cuatro millones de consumidores de cannabis. «Partimos de un volumen de mercado de unas 400 toneladas, que se mueve entre los cuatro y los cinco mil millones de euros”, dijo a DW el economista Justus Haucap. El Estado alemán podría ahorrar cerca de cinco mil millones de euros por año gracias a un impuesto al cannabis y a la reducción del trabajo de la Policía y la Justicia. En España, el consumo de cannabis es un delito menor. En Portugal y Holanda no se penaliza en gran parte. Canadá tiene hasta un ministro de Cannabis. En Uruguay y en 19 estados de EE. UU., también se legalizaron el cultivo, el comercio y la distribución de cannabis.

Aún no está claro si la legalización realmente podrá implementarse en breve en Alemania. El proyecto debe ser aprobado todavía por el Parlamento y el Consejo Federal. El borrador debe enviarse nuevamente a la Comisión de la UE para su revisión. El experto en Salud Erwin Rüddel (CDU) se muestra escéptico. Dijo a DW que le hubiera gustado «encontrar un camino común con la UE». Pero el ministro de Salud, Karl Lauterbach, considera que sus planes son un verdadero «modelo» en la política de drogas de la UE.

(cp/ers)

Ultimas Noticias