Panamá se le pone difícil a los venezolanos sin papeles

Ciudad de panamá, 12 de marzo.- El gobierno de Panamá anunció medidas para frenar a los venezolanos que trabajar ilegalmente en su territorio, quienes hacen una rápida estadía de 72 horas en Costa Rica cada 180 días con el objetivo de no infringir los decretos inmigratorios de este país al tiempo que ofrecen sus servicios de forma clandestina.

El llamado “ciclo migratorio exprés” está siendo atacado por el el gobierno panameño, que dejó varados a unos 150 venezolanos en  en Paso Canoas, el principal puesto limítrofe entre Costa Rica y Panamá, reseñó El País.

Por su parte, el director general del Servicio de Migración de Panamá, Javier Carrillo, advirtió que “a los extranjeros que pretendan realizar ciclos migratorios exprés, para mantener la condición de turistas, solo se les permitirá la salida y no el ingreso al país”. “Los extranjeros no pueden permanecer años en Panamá, en condición de turista”, agregó.

Asimismo, la directora de Migración de Costa Rica, Gisela Yockchen, señaló que este país “no se descarta” adoptar la decisión de establecer el requisito de visa para los venezolanos. “Tampoco implica que se va a hacer. El sistema de visas (de Costa Rica) en estos tiempos siempre tiene que estar alerta procurando la seguridad nacional de nuestro país”, indicó.

A finales de febrero, Costa Rica registró “un pequeño aumento” en el ingreso de venezolanos. Un total de 1.810 venezolanos entraron al país del 25 de febrero al 7 de marzo y salieron 1.876, informó la directora.

“Es una situación migratoria propia de personas nacionales de Venezuela, cuyo país destino es Panamá y utilizan la salida a Costa Rica para regularizar su situación”, explicó Yockchen.

Al respecto, el Servicio de Migración de Panamá informó de que desde finales de febrero sus autoridades en Paso Canoas rechazaron “el ingreso al país de unos 77 venezolanos”, por incumplir con las regulaciones legales panameñas.

El Venezolano